Una Segunda Oportunidad (Aaaw: The Movie).

No sé por qué pero me llegó mucho esta película sobre un gordito simpaticón buena onda que busca el amor, y que tiene un gran corazón pese a su aspecto de oso adormilado. Yo sé que es inexplicable que me haya llegado tanto, un verdadero misterio, pero la encontré filete y creo que deberían ir a verla.

La protagonista es Julia Louis-Dreyfus, una actriz bien graciosa que todos conocen por haber actuado en esa serie de televisión chistosa de culto llamada Arrested Development. También actuó en Seinfeld o qué sé yo, pero es la abogada Maggie Lizer el personaje que todos recuerdan, yo sé. Acá la comadre hace de una masajista divorciada que está toda triste porque su hija se va a ir a la universidad. Porque como todos saben, en las películas irse a la universidad significa irse de la casa para siempre, no como aquí que es seguir viviendo igual donde los papás pero pidiendo plata constantemente para las fotocopias y flojear cinco años y al final no graduarse de nada, como mi hermano Gabo.

Un día la masajista divorciada conoce al gordito simpaticón buena onda que busca el amor y que tiene un gran corazón pese a su aspecto de oso adormilado (Tony Soprano), y los dos se llevan demasiado bien, aunque ella tiene sus dudas porque el compadre no es exactamente Brad Pitt que digamos. Hasta que se da cuenta de que una de sus clientas de los masajes es la ex esposa del gordito. Y en vez de decir la verdad, empieza a sacarle información a la comadre, y sin querer le empieza a agarrar mala a Tony Soprano.

No les voy a contar mucho más porque esta es de esas películas piolitas donde no pasan muchas cosas, pero todo lo que pasa es demasiado tierno, y dulce, y piola, y muy real. Partiendo por las actuaciones de Tony Soprano y Maggie Lizer, que de verdad lo hacen demasiado bien. Nunca pensé que ver a uno de los mafiosos más brígidos de todos los tiempos haciendo un personaje tan querible y tan normal. Hasta los personajes secundarios que dan lo mismo actúan bien y ponen lo suyo, incluyendo la maestra Toni Collette que por fin puede usar su acento australiano. Yo siempre he pensado que las comedias románticas funcionan mientras uno más quiere a los personajes, y más quiere verlos juntos, y en ese sentido esta es maestra.

Más pena da que se haya muerto don Tony Soprano, porque verlo aquí siendo tan bueno hace que uno sienta que el compadre era así en la vida real. Apuesto que no soy el único que se va con esa impresión después de ver esta película.

En fin, quería recomendárselas porque sé que hay varios y varias que me leen que son bien sentimentales y romanticones y no se hagan los que no. Mientras más cansados estén de buscar el amor, más les va a gustar esta película, opino. Y si son gorditos simpaticones buena onda con un gran corazón pese a su aspecto de oso adormilado, más les va a gustar. Quinientos millones setecientas dos mil estrellas y un abrazo de oso para James Gandolfini, por capo.

12 Comments

    • Karin
      17 enero 2014

      «[E]sta es de esas películas piolitas donde no pasan muchas cosas, pero todo lo que pasa es demasiado tierno, y dulce, y piola, y muy real.» Qué definición más exacta de la película. Por algo usted es tan maestro, Hermes.

      (La he visto tres veces. De pura sentimental que soy).

      Reply
    • patoeme
      17 enero 2014

      La encontre buena, los gorditos tambien pueden encontrar el amor y gandolfini esta supér bien como un tipo normal pero con su corazon

      Reply
    • Olguita Marina
      17 enero 2014

      Me acordé de tu critica maestra para About Time(a propósito, ame esa película)y creo que como de costumbre seguiré tu recomendación, últimamente han salido buenas películas para decir awwwwww y vale la pena ver a Tony haciendo de gordito tiernucho.
      Éxito Hermes!

      Reply
    • Gabriel Fuentes
      21 enero 2014

      Esta película es notable, en el cine la gente salía feliz, por lo tanto clasifica como feel good movie. Es ese pequeño grupo de cinéfilos sensibles que formamos una especie de organización secreta que cuando la película nos emociona rápidamente la recomendamos. Vayan seguros!

      Reply
    • Colombina
      21 enero 2014

      Me reí a carcajadas y lloré a mares, pasé por todas las emociones. Lo mejor: al final tocan Digging shelters de Neil Halstead. Una chick flick de tomo y lomo, la compraría para tenerla y verla a cada rato.

      Reply
    • Mitch Gómez
      24 enero 2014

      Entré a ver ésta película sin muchas ganas porque no había entradas para Wolf of Wall Street. Y realmente me encantó por todas las razones que Hermes tan sabiamente señala.
      Lo único que quiero decir es que hace poco leí un libro la zorra que me dejó claro que Gandolfini es más como Tony Soprano y que es un tremendo actor porque acá está ACTUANDO de persona normal.
      El libro se llama Difficult Men y se lo recomiendo a todos los fans de las series oh my god, desde Los Sopranos a Breaking Bad.

      Reply
    • natii
      27 enero 2014

      No pensé que esta peli iba a llegar a Conce y llegó! ese mismo día la fui a ver.

      La queria ver porque trabaja James Galdolfini y la mina de Selfied y eso es motivo suficiente para querer verla. y no me decepcionó, me gustó mucho y de seguro estara entre las mejores que veré este año.-

      Reply
    • Angelitrona
      28 enero 2014

      Pucha, que lloré con esta película.
      La encontré buena, tiernucha y hace rato que no veía una pelicula tan buena onda.

      Pero que la tristeza es máxima, porque uno sabe que Gandolfini, ya no está. Y se ve tan piolita en la película, tan buena onda, tan amoroso. Y la otra tonta que se pone a pescar a su ex, weona, obvio que la ex, sólo tiene en mente las cosas malas, por algo está divorciada, me daban ganas de charchetearla.

      Buena recomendación Hermes.
      Siga así 🙂
      jajajajaja

      Saludos

      Reply
    • Adolfo Oviedo
      19 febrero 2014

      Yo sé que resulta pedante al extremo, pero esta película la vi en un vuelo internacional, y el viaje se me hizo cortísimo de tan agarrado que estaba con la película.

      Reply
    • Sebastián Lara T.
      17 noviembre 2014

      Qué triste ver estas películas de actores que se fueron recientemente, entre Gandolfini, Robin Williams y PSH… cuánto talento se nos fue!!
      Esta es de esas comedias románticas que caen bien xq no son mamonas ni con cosas ridículas ni cliché, cumple muuuy bien el objetivo y a uno le caen bien todos los personajes, perfect!

      Reply

Leave a Reply to Sebastián Lara T. Cancel reply